Conectar con nosotros

EL PAÍS

La inflación de junio fue de 5,3% y en el año ya suma 36,2%

Publicado

el

La inflación del mes de junio fue de 5,3%, según informó este jueves el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC), al dar a conocer el Índice de Precios al Consumidor (IPC). Así, la suba de precios en el año ya acumula un 36,2%, y al compararla con el mismo mes del año pasado el incremento trepa al 64%.

​Se trata del primer aumento después de dos meses a la baja, aunque se espera un incremento aún mayor para julio cuando impacte la disparada del dólar y la turbulencia tras la renuncia del ex ministro de Economía, Martín Guzmán.

En mayo, el número que había dado a conocer el Gobierno había sido del 5,1%, mostrando una tendencia a la baja de dos meses: en marzo llegó a 6,7% y en abril al 6%.

Los analistas del mercado consultados por el Banco Central antes de la renuncia del ministro de Economía, Martín Guzmán, esperaban que la inflación minorista se ubicara en torno al 5,4%.

Además, los agentes del mercado financiero elevaron a 79,2% la estimación de la inflación para todo el año, según relevamiento que el BCRA realizó entre el 27 y 30 de junio.

La ministra de Economía, Silvina Batakis, había evitado realizar una proyección de la inflación para el corriente año: “Sería muy poco profesional de mi parte que yo arriesgase hoy a decir cuál es la proyección de inflación en esta situación inédita de desequilibrio mundial”.

En mayo la inflación de mayo había sido del 5,1%

Según datos del INDEC publicados el mes pasado, la inflación de mayo fue del 5,1%, con un variación interanual llega así a 60,7%.

Con el valor de mayo, la inflación había acumulado en términos interanuales: El 60,7% es la cifra más alta desde 1992.

En junio, el índice de precios minoristas se vio impulsado por los aumentos de junio que se registraron en los servicios de luz (16,5%) y del gas (entre 18 y 25%), además de los de las prepagas (10%), colegios de la provincia de Buenos Aires (8%) y el gasoil (12%).

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

EL PAÍS

Las ventas minoristas de alimentos cayeron un 6,2% interanual en julio

Publicado

el

El dato se desprende de un informe de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa, integrada por la Cámara de Pehuajó. Tomando todos los rubros, bajaron un 3,5%.

Las ventas minoristas pymes cayeron 3,5% en julio frente al mismo mes del año pasado (medidas a precios constantes), mientras que en el caso específico de los alimentos se desplomaron un 6,2%.

Los datos se desprenden de un informe de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). A pesar de la caída de julio, la organización señaló que las ventas minoristas “acumulan un crecimiento de 3,8% en los primeros siete meses del año respecto al mismo período de 2021”.

CAME indicó que en el mes de julio redujeron sus ventas interanuales “cuatro de los seis rubros relevados”. En tanto, a nivel general también cayeron las ventas en la comparación intermensual un 6%.

“En julio, la incertidumbre sobre el futuro de corto plazo, los problemas de abastecimiento y los movimientos atípicos de precios caracterizaron los principales comentarios de los comerciantes relevados”, contó la Confederación en un comunicado de prensa.

Rubro por rubro

– Alimentos y Bebidas. Las ventas se desplomaron un 6,2% en la comparación interanual y un 9,3% en la intermensual, medidas a precios reales. “Los empresarios consultados justifican este comportamiento fundamentalmente por la suba de precios”, señalaron desde la CAME.

– Bazar, decoración, textiles para el hogar y muebles. Las ventas cayeron un 4,6% en la comparación interanual y un 7,6% intermensual. Los comerciantes del sector comentaron que “se vieron afectados por los faltantes de mercaderías, así como incrementos en los precios de reposición de sus productos”.

– Calzado y marroquinería. Las ventas bajaron en julio un 2,5% anual y 6,2% mensual. Es la caída más fuerte del sector desde la recuperación económica de la pos pandemia.

– Farmacia y perfumería. Las ventas en el séptimo mes del año crecieron 3,2% interanual, pero bajaron 4,4% en la comparación mensual. “Los negocios consultados destacaron los problemas y demoras que están teniendo para cobrarle a las obras sociales”, indicó la CAME.

– Ferretería, materiales eléctricos y materiales de la construcción. Las ventas se incrementaron un 4,8% anual en julio, pero descendieron un 2,1% en la comparación mensual. “Los comercios consultados coincidieron en que se vendió dentro de todo bastante bien, con muchos obstáculos y problemas de abastecimiento de mercadería”, indicaron.

– Textil e indumentaria. Las ventas cayeron un 12,7% anual y 4,9% en la comparación mensual. “Fue el rubro de mayor retracción y es el tercer mes consecutivo en que caen las ventas”, detalló la Confederación. Y agregó: “Las tiendas consultadas destacaron que esperan que el cambio de temporada revierta esta tendencia”.

La medición de CAME contó con la participación de un total de 1.087 comercios minoristas del país. La misma se realizó entre el 1 y 5 de agosto. (DIB)

Seguir leyendo

EL PAÍS

Comienza la inscripción para la segmentación de tarifas: claves y plazos

Publicado

el

A partir del viernes estará disponible el formulario que deberán completar aquellos usuarios de los servicios de electricidad y gas por redes que quieran conservar los subsidios, y si bien no habrá quita automática de la asistencia, la idea es que rija el nuevo sistema desde el 1 de agosto.

Según explicó la portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti, el formulario estará tanto en la página www.argentina.gob.ar como a través de la aplicación Mi Argentina y la segmentación regirá desde el mes que viene. “A partir del 1 de agosto comenzarán a regir las tarifas de acuerdo con las tres franjas fijadas por el decreto dictado hace un mes por el presidente Alberto Fernández”, aseveró.

Al respecto, explicó que al formulario “tienen que ingresar absolutamente todos los que creen que pueden recibir el subsidio, ya sea porque tiene tarifa social o porque está en la franja de ingresos medios”. Y añadió: “Son datos muy sencillos de llenar y van a cruzarse con los que están en poder del Estado; una vez que estén cruzados, se van a empezar a cobrar las tarifas plenas y con los diferentes subsidios según la franja que pertenezcan”.

Sin embargo, un cambio que se conoció en las últimas horas beneficiará a los usuarios: a diferencia de lo ideado por el ex ministro de Economía, Martín Guzmán, no habrá quita automática de la asistencia. Es que la secretaría de Energía que conduce Darío Martínez, definió avanzar con la segmentación respetando la característica “quita por nivel ingresos” que se dispuso en el decreto sobre el tema, pero dándole al Estado un mayor plazo de análisis de los datos.

Por lo tanto, la quita de subsidios a usuarios no será retroactiva a junio ni nadie que no se anote en el registro perderá el beneficio hasta tanto no termine el plazo de inscripción. además, una vez completado el registro, el Gobierno articulará con los responsables y gobiernos de cada jurisdicción del país para que la quita tenga racionalidad.

Cabe recordar que a partir del decreto 322/22 se establece que dejarán de percibir subsidios aquellos que cumplan alguno de los siguientes requisitos: ingresos mensuales netos superiores a un valor equivalente a 3,5 Canastas Básicas Totales (350 mil pesos, según los últimos datos de Indec), titulares de tres o más automóviles con antigüedad menor a cinco años; titulares de tres o más inmuebles; titulares de una o más aeronaves o embarcaciones de lujo, y/o titulares de activos societarios que exterioricen capacidad económica plena.

Según el Gobierno, todos los que cumplen con alguna de esas condiciones equivalen al 10% de la población y no deberán inscribirse en ningún lado. El resto de los usuarios deberán anotarse en el Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía (RASE) a través del formulario web o bien completarlo de manera presencial en las oficinas de la Anses o de las distribuidoras de luz y gas.

Siempre de acuerdo a estimaciones oficiales, la segmentación prevé tres niveles de usuarios: los beneficiarios de la tarifa social, los que por su capacidad económica dejarán de tener tarifa subsidiada y, en el medio de esos dos extremos, los que podrán acceder a los subsidios.

En el primer caso, el aumento en todo 2022 no será superior al 40% de la variación salarial del año pasado (53,4%), que resulta equivalente al 21,36%. Para el nivel medio, ese incremento será del 80% de la variación salarial de 2021, equivalente al 42,72%. (DIB)

Seguir leyendo

EL PAÍS

Desde el viernes estará vigente el formulario para mantener los subsidios energéticos

Publicado

el

El gas en la mira.

Lo confirmó Batakis en conferencia de prensa. Los usuarios deberán anotarse para ser parte de la segmentación de la tarifa de luz y gas.

La implementación de la segmentación de tarifas de los servicios públicos de distribución de gas y energía eléctrica estará lista este viernes 15 de julio, y aquellos interesados en completar el formulario para acceder a los subsidios podrán hacerlo ingresando al sitio www.argentina.gob.ar.

En una conferencia de prensa que ofreció hoy en el Palacio de Hacienda, la ministra de Economía, Silvina Batakis señaló que el viernes “va a estar lista la implementación de la instrumentación del Decreto 332 de segmentación de tarifas para los distintos tipos de población”, que impulsó Martín Guzmán antes de renunciar y que le generó cortocircuitos con el kirchnerismo.

El decreto fue publicado el 16 de junio pasado en un suplemento extraordinario del Boletín Oficial y, con esa medida, el presidente Alberto Fernández estableció “un régimen de segmentación de subsidios a usuarios y usuarias residenciales de los servicios públicos de energía eléctrica y gas natural por red, con el objeto de lograr valores de la energía razonables y susceptibles de ser aplicados con criterios de justicia y equidad distributiva”.

El régimen tiene vigencia “a partir de junio de 2022”, según el primer artículo de la norma, pero aún no se puso en práctica su implementación, algo que sucederá a fin de esta semana. La segmentación de tarifas prevé tres niveles de usuarios: los beneficiarios de la tarifa social, los que por su capacidad económica dejarán de tener tarifa subsidiada y, en el medio de esos dos extremos, los que podrán acceder a los subsidios.

En el primer caso, el aumento en todo 2022 no será superior al 40% de la variación salarial del año pasado (53,4%), que resulta equivalente al 21,36%. Para el nivel medio, ese incremento será del 80% de la variación salarial de 2021, equivalente al 42,72%. Según lo que había anunciado el equipo de Guzmán, el usuario que no se inscriba tendrá tres subas bimestrales y equivalentes de entre $1000 y $1500, en promedio.

En concreto, los criterios que fijó el Ministerio de Economía son: tener ingresos familiares mensuales netos superiores a $350.000 (se irá actualizando cada mes en base al dato de la canasta básica total); tener tres o más inmuebles registrados; tener tres o más vehículos con antigüedad menor a los cinco años; tener aviones o embarcaciones de lujo, y ser titulares de activos societarios que exterioricen capacidad económica plena. Para los usuarios que viven en la Patagonia, el ingreso máximo para acceder al subsidio es mayor, de hasta $400.000.

El Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía (RASE) estará habilitado en la página https://www.argentina.gob.ar/subsidios y en la aplicación Mi Argentina, en la sección de Mis Trámites. Para aquellas personas que no tienen acceso a Internet, se podrá completar el formulario de manera presencial en las oficinas de la Anses o de los prestadores de servicios (Edenor, Edesur, Metrogas, Camuzzi, Naturgy, entre otros).

Seguir leyendo